¿Qué es un suelo salinizado?


Un suelo salinizado es aquel que contiene un alto componente en Na (sodio). Es un componente de muchos minerales y un elemento esencial para la vida. Existen varios tipos, según el grado de salinidad y el tipo de sales dominantes. También hay que tener en cuenta que no todas las sales se diluyen igual en el agua, unas son más solubles que otras. Las sales por si mismas son beneficiosas pero su exceso perjudica el desarrollo de la gran mayoría de vegetales. Aunque, sobre suelos salinos pueden desarrollarse bellas comunidades vegetales, se trata de las plantas halófilas adaptadas a la salinidad.

¿Cuáles son las posibles causas de un suelo salino?

– A el uso abusivo de fertilizantes químicos

– Filtraciones que se producen por la proximidad del mar

– El transporte de sales por el viento marino

– Suelos con problemas de drenajes

– Climas cálidos con altos niveles de evaporación y escasas lluvias

– A la sobreexplotación de acuíferos.

¿En que climas se encuentran más superficies de suelos salinos? En climas áridos y semi áridos. A más evaporación más salinidad, a más concentración humana más salinidad, a más concentración industrial más sal, a más agricultura moderna más salinidad (abonados minerales o químicos), a más riego manta ( riego por inundación) más salinidad.

¿La salinidad del suelo o del agua de riego puede perjudicar a los frutos? Sí, un suelo salino puede perjudicar de varias maneras a los vegetales especialmente en sus frutos (a excepción de las plantas halófilas). El principal problema es que con suelos muy salinos los vegetales tienen dificultades en absorber y transportar agua y nutrientes.

¿Y si este suelo salino dispone de abundante agua? El problema es el mismo, las sales son muy solubles y el efecto es parecido.

Al reducirse el agua, aumenta la concentración de sales. Las hojas empezaran a quemarse por la punta ( por donde respira más la planta) y luego los laterales, bajando la función clorofílica en picado sin poder alimentar bien la planta. El fruto será pequeño y con quemaduras importantes (manchas rosadas y negras).