¿Cómo regar las plantas si nos vamos de vacaciones ?


El consumo de agua es de vital importancia para todos los vegetales pues aparte de hidratar cumplen la función de transportar nutrientes y otras sustancias que necesitan las plantas para alimentarse.

Las consecuencias por falta de riego pueden ser varias:

–  defoliación total o parcial de las hojas.

–  falta de flores y frutos.

–  ramas completamente secas y otras vivas.

–  pérdida de hojas viejas y conservación únicamente de las jóvenes.

–  o se puede dar el caso que  las hojas más viejas se vuelvan amarillas.

Si nos vamos de vacaciones debemos escoger una solución para mantener el riego de todas nuestras plantas. En grandes centros de jardinería existen muchos artilugios para hacerlo: para más o menos plantas, para muchos o pocos días de vacaciones, para mucho o poco riego y para plantas de interior y exterior…

Riegos de exterior para plantas en macetas:

Si tenemos muchas plantas en recipientes o plantadas en un jardín podemos poner un aparato de riego automático. Existen de muchos tipos que regulan la cantidad y frecuencia de riego y de donde salen varias mangueras pequeñitas, una para cada planta y con el riego preciso que necesita cada una de ellas.

Riegos de interior para plantas en macetas:

Conos de cerámica micro porosos que dosifican de manera precisa la cantidad de agua que llega a la planta mediante botellas o garrafas de agua

Existen otros elementos que mejoran el clásico invento del cordel de algodón sumergido con agua y conectado a la tierra del recipiente

También se venden productos con un pack de celulosa, agua y nutrientes ideales para meter dentro de la tierra alargando bastante la retención de humedad.

Las plantas de interior se deben poner juntas y encima de un recipiente con agua y corteza de pino sin que la maceta toque directamente el agua. El agua de la bandeja se irá evaporando y dará frescor a las plantas. La corteza de pino retiene muy bien la humedad.

Riego en un jardín

Hace falta escoger un sistema de riego eficiente. La tecnología nos ayuda hacer riegos automatizados y a disparar o apagar el riego en función de la humedad ambiental o de las lluvias.

Deberíamos eliminar los riegos por manguera o manta pues hacen un dispendio de agua brutal.

Por suerte existen muchas variedades de equipos de riego de fácil instalación para cada tipo de riego pero hace falta la previsión necesaria para instalarlo. Y evidentemente hará falta un riego abundante antes de marchar. Si aún tomar todas las medidas necesarias cuando volvemos de vacaciones alguna planta ha sufrido estrés hídrico, mimarla mediante una poda de las partes secas, un trasplante, abono o un riego adecuado.